Higiene personal masculina

Lesson Progress
0% Complete

La higiene personal es el concepto básico del aseo, de la limpieza y del cuidado del cuerpo humano.

Los hombres han de cuidar su higiene íntima tanto como las mujeres. Te ofrecemos pautas y consejos para el correcto aseo diario de los genitales y evitar problemas como la irritación o las infecciones.

  1. Lava tus genitales a diario con jabón y agua abundante, incidiendo en las zonas más complicadas en las partes cubiertas por el prepucio.
  2. No te dejes llevar por la publicidad, y evita desodorantes, jabones, perfumes y demás productos que no aportarán nada a esa zona aparte de un buen picor o irritación.
  3. Utiliza ropa interior limpia, holgada y preferentemente de algodón, para que favorezca la transpiración del sudor. Cambia de muda todos los días.
  4. Cada vez que tengas relaciones sexuales debes asear tus partes pudendas para evitar la acumulación de semen y bacterias procedentes de la pareja.
  5. Preferentemente, utiliza una toalla específica después del baño o la ducha y seca bien la zona para evitar la humedad.
  6. No te rasures en exceso. Aunque muchas personas se retiran el vello púbico por motivos estéticos, al fin y al cabo el pelo ejerce una función natural de proteger la zona. Por ello lo mejor es un punto intermedio, de manera que no eliminemos por completo esa barrera.
  7. Intensifica tu higiene íntima en los periodos más calurosos, o tras realizar alguna actividad o deporte en el que sudes.
  8. Si sientes picor e irritación a pesar de lavarte diariamente, puedes recurrir a cremas de venta en farmacia específicas para calmar esos síntomas.
  9. Si aparece algún problema importante, como una infección, acude cuanto antes al médico para solucionarlo y evitar un agravamiento del trastorno.
Scroll to Top